José Castellanos MaldonadoEn lo que se consideró como la voz de arranque a sus correligionarios con motivo de las próximas elecciones que tendrán lugar en Nuevo León en julio de 2009, durante la reciente visita de Germán Martínez Cázares a la entidad, el dirigente nacional panista pidió a los funcionarios y a los Alcaldes albiazules cuidar la decencia y la vergüenza pública y conducirse siempre con apego a la Ley.

El mensaje del presidente del CEN del PAN, con dedicatoria a funcionarios y Alcaldes emanados de su partido, tiene su razón de ser, pues sabe que del trabajo que realicen depende, en mucho, que conserven el poder y conquisten nuevas posiciones.

Sin embargo, como diría una tía, tal parece que las palabras les entran por una oreja y les salen por la otra, pues ya instalados en el poder olvidan muchas de sus promesas de campaña, hacen lo que quieren, y aprovechan la ocasión en beneficio propio y de sus allegados.

Por cierto, una nota publicada en El Norte el sábado 5 de julio, señalaba que el Alcalde panista de Gómez Farías, Tamaulipas (con menos de 10 mil habitantes), adquirió una Suburban de lujo que costó 532 mil pesos, poco menos de lo que su municipio, en el que más de la mitad de sus pobladores no cuentan con drenaje, recaudará en un año.

Y en otra nota, publicada el lunes 7, se dio a conocer que el Alcalde de Cadereyta, también panista, para variar, regalará un terreno propiedad del municipio de aproximadamente 18 hectáreas y con un costo de entre 18 y 20 millones de pesos, para la construcción de un campo de golf, para cumplirle un gusto a su padre, quien practica dicho deporte.

Y ni qué decir de la cuestionadísima gestión de Adalberto Madero al frente del Ayuntamiento de Monterrey.

Así las cosas, saque usted sus propias conclusiones.


Buscar en el sitio

Alazapa Tutoriales